99 vueltas, 999 escalones, una sola montaña.

La aventura comenzó a través de una ruta asfaltada de casi 12 kilómetros, con 99 curvas de ensueño, que cualquier apasionado por la conducción quisiera recorrer.

El Range Rover Sport, subió los 999 escalones para llegar a la “Puerta al Cielo”. Una particular montaña con un agujero natural de 130 metros de alto por 30 de ancho, está situado en el Parque Nacional Tianmen, China, un paisaje de ensueño.

El hombre encargado de conducir al Range Rover fue el piloto de Fórmula E, Ho-Pi Tung. Seguro que este vídeo te dejará con la boca abierta.

¿Tu reacción?


También podría interesarte

Comentarios