Desearás haber sido el fotógrafo.

En las facultades de periodismo en ocasiones dicen que un reportero sin suerte, no es un buen reportero. Puede sonar a mediocridad, pero pasa. Karen Anvil, sin ser reportera, sino fotógrafa amateur, tomó popularidad en redes sociales luego de haber fotografiado a los duques de Cambridge junto a la recién pareja comprometida: el príncipe Harry y la actriz Meghan Markle.

La imagen, que compartió en su cuenta de Twitter, muestra a las parejas de una forma muy natural, sonrientes. Ocurrió de forma inesperada. Anvil y su hija Rachel se encontraban de visita en el pueblo de Sandringham, en Norfolk, Inglaterra, para celebrar la navidad. Fue en la Iglesia de Santa María Magdalena donde sucedió el encuentro.

Los medios de comunicación se interesaron por la fotografía. Ocupó las portadas de los periódicos. Según Karen, el periódico Daily Mail le pagó 50 libras para poder usar la imagen. 


BBC Mundo.

No se sabe cuánto dinero ha recaudado hasta la fecha, pero de algo está segura, con lo obtenido piensa solventar los futuros estudios universitarios de su hija Rachel.

El tema es - y odio jugar la carta de la madre soltera - pero soy madre soltera, trabajo en dos sitios a la vez y ahora solo pienso en ahorrar dinero para que mi hija pueda ir a la universidad y si puedo hacer eso gracias a la foto, no voy a desaprovechar esta oportunidad”, admitió.


¿Tu reacción?


También podría interesarte

Comentarios